Suecia  ha evaluado la eficacia de la vacuna frente el VPH  en prevenir el desarrollo de cáncer de cuello uterino (Lei J et alt. HPV Vaccination and the Risk of Invasive Cervical Cancer.  N Engl J Med 2020; 383:1340-1348 DOI: 10.1056/NEJMoa1917338). Hicieron un seguimiento a 1.672.983 niñas y mujeres entre 10 y 30 años, desde 2006 hasta 2017.  Buscaron cuantas habían desarrollado cáncer de cérvix antes de los 31 años, en función de haber sido vacunadas o no del VPH. En esos años, 19 (47 por 100.000/año) mujeres vacunadas contra el VPH (tetravalente) desarrollaron cáncer, frente a 538 (94/100.000/año) mujeres que no la habían recibido. La mayor eficacia se consigue en las vacunadas antes de los 17 años.

La incidencia de cáncer de cérvix en Suecia es mucho más alta que la española (inferior a 10 casos/100.000 mujeres/año).  La mayor eficacia se consigue al vacunar antes del inicio de las relaciones sexuales. En España la vacunación de VPH en niñas menores de 12 años, es aún escasa, y varía según Comunidades. La vacunación de VPH está aprobada e indicada a en mujeres y en varones gais o transexuales, hasta los 26 años.